Estrés en tu salud bucodental - Clínica Dental Junco Trujillo
16874
post-template-default,single,single-post,postid-16874,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-theme-ver-17.2,qode-theme-bridge,qode_header_in_grid,wpb-js-composer js-comp-ver-5.6,vc_responsive

Estrés en tu salud bucodental

estres-salud-bucodental-palencia

Estrés en tu salud bucodental

¿Cómo afecta el estrés a tu dientes?

El estrés no es nuestro mejor aliado, y La tensión que el estrés conlleva hace que se modifique el equilibrio de todo aquello que nos mantiene sanos y que se acaben manifestando algunas afecciones físicas como pueden ser dolores de cabeza, contracturas musculares, gastritis, caída del pelo o incluso trastornos en nuestra salud bucodental.

Son diversos las afecciones del estrés en nuestra salud bucodental, pero os detallamos los principales y os damos consejos de cómo puedes tratarlos:

Transtornos temporomanibulares (Bruxismo):

La tensión muscular que atenaza al individuo en situaciones de estrés, también afecta a los músculos del cuello y mandibulares (transtorno temporomandibular). Este trastorno puede agravarse a causa del bruxismo y provoca malestar como dolor facial, molestias al masticar o al bostezar y también dolor de cabeza y oídos entre otros síntomas.

En muchas ocasiones, es necesario utilizar una férula, un dispositivo intraoral para evitar el contacto la fricción entre de los dientes durante la noche.

Puedes consultar en nuestro artículo sobre Bruxismo.

Úlceras bucales o aftas

En situaciones de estrés pueden aparecer úlceras en la boca, no son contagiosas pero son incómodas y pueden causar verdaderas molestias. Pueden desencadenarse por una pequeña lesión con el cepillo de dientes como consecuencia de un cepillado vigoroso o por una mordida fortuita. Las épocas de mayor ansiedad o nerviosismo son las más propensas a sufrir aftas por parte del paciente.

Es importante decir que las úlceras en la boca no requieren ningún tratamiento específico. El propio organismo las elimina después de unos días. Tan solo hay que esperar y minimizar las posibles molestias, evitando rozar con la lengua las úlceras para favorecer su curación. Podemos decir que es un proceso totalmente espontáneo de la zona afectada que regenera el tejido afectado sin ningún tipo de ayuda externa.


Es cierto que hay algunos productos que ayudan a sobrellevar mejor las molestias que producen las úlceras en la boca y así lograr que el proceso de cicatrización sea más rápido. Las pomadas y cremas que contienen ácido hialurónico son las más indicadas, ya que forman una película alrededor de la llaga y la protegen de cualquier contacto que puede resultar molesto o incluso doloroso.

Gingivitis y periodontitis

Son las principales enfermedades periodontales. Diversos estudios han demostrado que el estrés aumenta la producción de la hormona cortisol, muy relacionada con el desarrollo de estas enfermedades. La gingivitis y la periodontitis provocan la inflamación y el sangrado de las encías. Además, la periodontitis, en sus fases más avanzadas, puede provocar la pérdida de piezas dentales.

Para esta última consecuencia recomendamos acudir de manera frecuente a nuestro dentista para que nos realice una exploración y descarte posibles consecuencias dentales del estrés, deberemos realizar visitas periódicas control al menos dos veces al año, ya que puede darse que no presentemos una sintomatología que sea capaz de alertar. Acude al dentista regularmente, por lo menos una vez al año para tener un control del estado de tus dientes y así evitar futuros problemas.



Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies